BODEGAS LA VAL. ELABORACIÓN TRADICIONAL COMBINADA CON LA ÚLTIMA TECNOLOGÍA

Comments off 114 Views0


Bodegas La Val, situada en la población pontevedresa de Salvaterra de Miño, es una de las marcas pioneras de la Denominación de Origen Rías Baixas. Nacida en 1985, estuvo situada originariamente a orillas del río Miño, en el municipio de O Rosal, para trasladarse en 2003 a la actual finca, permitiendo así modernizar la bodega, y seguir con su objetivo de consolidación y crecimiento sostenible.

Uno de los hechos diferenciales que caracteriza a La Val es que fue una de las primeras bodegas en apostar por el autoabastecimiento, gracias al cultivo de la uva en sus propios viñedos. Actualmente cuenta con cuatro viñedos que ocupan más de 60 hectáreas de terreno repartidos en cuatro fincas ubicadas en los municipios de Salvaterra de Miño (Arentei y Porto), As Neves (Taboexa) y Tui (Pexeguerio). En ellos se elaboran las casi 500.000 botellas que salen de la bodega cada año, vinos de calidad elaborados de manera tradicional pero combinada con la última tecnología disponible en el mercado.

Y es precisamente la calidad uno de los factores a destacar en los vinos de La Val, una de las pocas empresas del sector que cuenta con la Certificación British Retail Consortium (BRC) de Seguridad Alimentaria, una de las acreditaciones más importantes de la industria.

Más que 2

Más que 2 es uno de los vinos producidos por Bodegas La Val. Un vino blanco de aire joven y divertido, y elaborado a base de albariño, treixadura y loureiro, estas dos últimas, variedades más sensibles en su cultivo y elaboración, y de las más representativas en el valle del Miño.

Es un vino de color amarillo pajizo con irisaciones verdosas, que en nariz destaca por sus notas florales, frutales y de hierbas frescas, y en boca es sabroso y fresco, con una acidez bien integrada e intensamente frutal. Su leve postgusto salino y la notas cítricas y refrescantes invitan a repetir. Así que, si quieres probarlo, te recomendamos que lo marides con marisco y pescado, o bien con quesos frescos, foie, aves, arroces y pastas. ¡Saúde!