‘DESTÍ 2013’, DE MERUM PRIORATI

Comments off 119 Views0


Destí 2013, de la bodega Merum Priorati, es un vino tinto elaborado fundamentalmente a base de garnacha y cariñena de la DOQ Priorat. Proviene de viñas que crecen en suelos de pizarra (la clásica llicorella prioratina), muy pobres en materia orgánica, y donde las plantas sufren mucho estrés en verano, factor que favorece la perfecta maduración de la uva.

Con entre 12 y 14 meses de envejecimiento en barricas de roble, Destí 2013 es un vino que ni se filtra ni se clarifica.

De gran intensidad aromática, Destí 2013 resulta muy atractivo en nariz gracias a la persistencia de acentos minerales, así como a la presencia de frutos maduros de otoño. Una vez en boca resulta sedoso, amplio y balsámico, con notas de granada, de endrina y de guinda de madroño. Es un vino goloso y con un largo postgusto lleno de sutilezas.

En la mesa, es un vino muy versátil, perfecto para acompañar tanto carnes rojas a la parrilla, como un rodaballo hecho en horno de leña o una coca de trempó con langostinos.

 

Sobre la bodega

Merum Priorati se encuentra ubicada en Porrera y enmarcada en la Denominación de Origen Calificada Priorat. Sus viñas se distribuyen a través de 103 hectáreas repartidas por tres fincas, todas ubicadas dentro del término municipal de Porrera, de ahí que sus vinos reciban la calificación de ‘Vinos de Vila’. La esencia de la bodega radica en las palabras que conforman su propio nombre y que podrían traducirse como Priorat en estado puro. A la hora de elaborar sus vinos, apuestan por una viticultura muy poco intervencionista en pro de la excelencia.