MERUM PRIORATI, PRIORAT EN ESTADO PURO

Comments off 434 Views0


La bodega Merum Priorati se encuentra ubicada en Porrera, enmarcada dentro de la Denominación de Origen Calificada Priorat. Sus viñas se distribuyen a través de 103 hectáreas repartidas por tres fincas, todas ubicadas dentro del término municipal de Porrera. De ahí que sus vinos sean calificados como Vinos de Vila.

Los Vinos de Vila, clasificación creada el año pasado por la DOQ Priorat en el proceso de reestructuración y definición de sus vinos, son aquellos que tienen una tipicidad muy marcada, presentando diferencias evidentes respecto a otras zonas de la misma DOQ. Así, los vinos de Merum Priorati son considerados Vinos de Vila porque expresan los rasgos diferenciales del microclima del municipio y los suelos que lo caracterizan.

La esencia de la bodega radica en las palabras que conforman su propio nombre y que vendrían a significar Priorat en estado puro. El gentilicio Priorati enraíza en la realidad territorial, humana e histórica de la zona, mientras que el término Merum refleja la voluntad de identificarse con unos orígenes, una forma de hacer y una manera de ser que reafirma los valores de marca de la bodega: Respeto, Permanencia, Resistencia y Atracción.

Respeto por el territorio y las personas que lo conforman. Permanencia en la voluntad de preservar unas tradiciones y un saber hacer. Resistencia para trabajar una tierra difícil y extrema que da lugar al calificativo de viticultura heroica. Y Atracción como la suma de todas ellas: el Priorat tiene un magnetismo que atrapa y emociona.

Las viñas de Merum Priorati sobreviven en un medio hostil y en circunstancias adversas que hacen que las plantas den poco fruto, pero de una calidad excelente. A la hora de elaborar sus vinos, en la bodega apuestan por una viticultura muy poco intervencionista en pro de la excelencia. El objetivo es elaborar vinos que tengan un largo recorrido, que evoquen sensaciones y persistan en la memoria de aquel que los prueba.

Inici 2013

Elaborado con un coupage de garnacha tinta, cariñena, syrah y cabernet sauvignon, Inici se envejece en botas de roble entre 8 y 12 meses antes del coupage y el embotellado. Ni se filtra ni se clarifica, y cada botella evoluciona durante unos cuantos meses más en la bodega antes de salir al mercado.

Inici 2013 es un vino de tonos brillantes picota madura y pálidas irisaciones doradas. En nariz, destaca por una entrada fresca, afrutada y equilibrada. Sin embargo en boca se muestra carnoso gracias a la buena estructura del tanino maduro. Se percibe claramente el sabor de frutas rojas silvestres como frambuesas y grosellas, junto con ciertas notas anisadas, y un post gusto largo y elegante.

A la hora de maridarlo, su frescura, así como su intensidad aromática, lo hacen perfecto para acompañar una perdiz con trufas o setas, magret de pato con salsa de uva y moniato, platos cocinados con huevos de corral, o una selección de quesos artesanos.